15 de abril de 2012

QuiCK TiP: CaLaBaCíN-PiZZa

INTRODUCCIÓN HISTÓRICA
No es una pizza, pero tampoco sabe a calabacín...

Hoy os traigo una receta que a lo mejor ya habéis visto por YouTube. Yo soy seguidora desde hace algún tiempo de la blogera Isabel Llano más popularmente conocida como Isasaweis. A la par de ser super simpática y cercana, tiene en su web http://www.isasaweis.com/ recetas, trucos de maquillaje, nutrición, peinados, etc. cosas muy pero que muy útiles y muy bien explicadas. Tras el momento recomendación pasamos al comentario de la receta.

Esta receta es super simple de hacer y además, rápida y sana. ¿Qué más se le puede pedir? Pues que sepa rica y es que también está buena... es el famoso calabacín-pizza que no lleva queso pero oler y saber, lo hace como una pizza, salvo por las diferencias que son evidentes a la vista, ya que no lleva pan ni queso, osea, lo que engorda!!!! Espero que os guste!!! Al final de la receta os dejo el link de Isa para que lo veáis, ella lo explica muy bien y paso a paso.


¿QUÉ NECESITAMOS PARA ESTA RECETA?
La infraestructura

Poquito, lo de siempre:

* Un recipiente de cristal con tapa apto para microondas.
* Un agarrador para sacar cosas calientes del horno.
* Un cuchillo, la tabla de cortar y....
* Un microondas.

INGREDIENTES
Los materiales de construcción

* Un calabacín blanco o verde, yo prefiero el blanco porque es más blandito.
* Unas 6 cucharadas soperas de tomate frito (a gusto).
* Un par de latitas pequeñas de atún previamente escurrido.



Para adornar y completar:

* Un poco de queso blanco fresco.
* Queso Grana Padano para rallar (si os apetece).
* Un poco de orégano para espolvorear al final.

ELABORACIÓN
Mano de obra

* Lavamos el calabacín para quitarle la suciedad y los "pequeños piquitos" que tiene su piel.  Retiramos los extremos y cortamos el calabacín como si fuera para tortilla, es decir, no en lonchas, sino en cuñas de un mismo tamaño para que todas se hagan a la par.


* Colocamos el calabacín en el recipiente de microondas. Yo aquí no tengo un recipiente "full equip" de estos de cristal, así que me he valido de un "bol" plástico que uso para estas cosas que llevan salsas y de una bandeja de cristal de horno a modo de tapa. Todo muy rudimentario pero funcional. Como decía una profesora mía de Madrid, "la cosa no es que sea bonito, sino que funcione"... pues eso, era para cosas de programación en Matlab pero para el caso, funciona.


* Ahora toca poner el tomate. Agregamos 6 cucharadas soperas o un chorrito al gusto sobre el calabacín. No hace falta revolver ni nada.


* Luego, escurrimos bien el aceite del atún (aunque también se puede usar atún en su jugo para que tenga menos grasa aún) y lo desmigajamos sobre el tomate frito.



* Y luego, yo personalmente, le echo por encima más tomate frito. En la receta de Isa, ella no le echa más tomate, pero yo he comprobado que me gusta más con más tomate, así que cada cual que se gestione y administre su tomate a gusto.



* Metemos el bol con su tapa en el microondas durante 20 minutos, más o menos, dependiendo de la potencia del horno de cada cual. Yo he comprobado que mi microondas no es nada potente y que con 20 minutos a veces el atún se me churrusca un poco, así que con dejarlo 18 minutos a mí me basta. Eso sí, hay que estar pendiente.

He aquí mi "invento", la tapa-tartera

* Y cuando sale el calabacín del horno... sale así...



* Y ahora, basta con presentarlo un poquito bien para que sea apetecible "a la vista" porque lo que es "al olfato" a poco que se huele, es muy apetecible!!! Aquí le he puesto unas lonchitas de queso fresco y lo he espolvoreado con un poco de orégano seco. Espero que lo probéis y os guste.




Aquí os dejo el link del vídeo de "Isasavlog" que es vídeo-blog de Isasaweis




Si os ha gustado podéis comentar y colgar vuestras fotos de esta receta en el
muro de CoCiNa PaRa DuMMieS en Facebook,
comentar en el blog o seguirme en Twitter @CoCiNaDuMMieS