17 de marzo de 2012

QuiCHe LoRRaiN TuNeaDa

INTRODUCCIÓN HISTÓRICA
La prima canaria de la quiche francesa...

La historia de esta "quiche" empezó en el cumpleaños de mi amiga Vanesa, que aunque ella diga que ella ese día fue ella la autora de esta pedazo de receta todos sabemos que la hizo su novio Carlos, que ese día también hizo un "cemento armado chocolateado y natilleado" del que ya hablaremos otro día...

Pues eso, la "quiche" que os hago hoy aquí es típica del noroeste de Francia, concretamente a esta (quitándole las setas) se la denomina Quiche Lorraine por el nombre de la región Lorraine (Lorena) donde era típica.

Una vez situados geográficamente, digamos que yo he hecho unas ligeras modificaciones en la receta original, que usa masa quebrada (también conocida como masa brisé) que yo he tenido que sustituir por hojaldre ante la imposibilidad de hacer la masa de manera casera, he variado el queso Gruyère por una mezcla de quesos para gratinado y horneado ( porque Oh La Là, a Mercadona el Gruyère no ha llegado) y he añadido unas setas al experimento porque he visto por ahí que eso también quedaba muy rico... y así ha sido.

Espero que os guste y si encontráis la masa quebrada y el queso que es, y encima le quitamos las setas pues puede decirse que habréis hecho una quiche Lorraine como Dios manda.

¿QUÉ NECESITAMOS PARA ESTA RECETA?
La infraestructura

* Un horno o híbrido como el mío... que cada día estoy más contenta con él.
* Una fuente tartera de cristal apto para hornos.
* La amiga inseparable, nuestra tabla de cortar. Sí, la encimera también vale...
* Un cuchillo, una lengua de gato de silicona y un batidor.
* Un rodillo de amasar o vaso de tubo o botella de vino... algo cilíndrico y consistente. Hasta una porra de los Geos nos vale.


La tartera de Pirex, la varilla y la
lengua de gato (miau) de silicona


INGREDIENTES
Los materiales de construcción

* Una hoja de hojaldre fresco o una hoja de masa quebrada (brisé).
* 100 ml. de nata para cocinar.
* 3 huevos XL o 4 medianos.
* 100 gr. de pavo en dados.
* 150 gr. de queso rallado para gratinar.
* 8 setas hermosas.
* Una cucharada de aceite de oliva.
* Sal, pimienta y nuez moscada.
* Una pizca de harina para estirar la masa.
Parece que alguien ha hecho la compra...

Y sí, una bolsa de legumbres: judías, garbanzos, lentejas... está ahí camuflada, pero sí, la vamos a usar.


Os detallo un poco las cosas que se usan:

* La masa de hojaldre fresco:



* Las setas... baratitas, eh?


* La nata para cocinar...



ELABORACIÓN
Mano de obra

* Ponemos un poco de harina sobre la encimera, previamente limpia, y desenrollamos el hojaldre sobre ella. Lo estiramos para que quede fino, sin que sea transparente y que siga siendo manipulable... porque hay que transportarlo de un sitio a otro y se pega. Avisados quedáis.


* Colocamos la masa sobre la tartera y la adaptamos a la forma, recortando lo sobrante. Pinchamos la masa con un tenedor... sí, alegremente. Eso se hace para que el hojaldre no se vuelva loco y empiece a subir exageradamente. Por cierto, si vuestro molde no es de cristal sino metálico habrá que untar el molde con aceite para que el hojaldre no se vaya a pegar.

La masa ya metida en el molde y el sobrante

Pincha que te pincha...

* Seguidamente viene el momento "manualidades": tomamos una hoja de papel de horno y lo situamos sobre el molde con el hojaldre ya dispuesto. Lo presionamos para que coja la forma y recortamos los sobrantes de papel que salgan por fuera del molde.

Así cortaba, así así...

* Ahora llega el momento "surrealista" de la receta. Rellenamos el molde con el hojaldre y el papel con lentejas (bueno, o judías o garbanzos). Esto se hace porque las lentejas con su peso impedirán que la masa de hojaldre crezca mucho. Horneamos durante 15 minutos a 190º. 


* Una vez transcurridos esos 15 minutos. Sacamos las lentejas del molde con mucho cuidado porque tardarán un buen rato en perder la temperatura y horneamos otros 5 minutos la masa a 170º para que termine de dorar.

* Por otra parte picamos las setas en trozos de tamaño parecido al de los tacos de pavo y los salteamos con una cucharada de aceite de oliva. Reservamos para que se vayan enfriando.


* Ahora batimos los huevos junto con la nata y les agregamos una pizca de sal, una pizca de pimienta negra y un poquito de nuez moscada (al gusto).


* Colocamos los taquitos de pavo en el fondo de la masa de hojaldre horneada...


* Las setas salteadas...


* Cubrimos todo con el queso rallado...


* Y finalmente, cubrimos todo con la mezcla de huevos y nata... y lo distribuimos bien usando la lengua de gato...


* Ahora horneamos por 15-20 minutos más hasta que esté la superficie de la quiche doradita y ya estará lista para comer!!!


* Y al sacar un trocito, quedaría como veis en la foto...


Si os ha gustado podéis colgar fotos de vuestras creaciones en mi muro de Facebook,
comentar en el blog o seguirme en Twitter @CoCiNaDuMMieS
¡¡¡¡¡Gracias!!!!!