24 de diciembre de 2012

MeReNGueS aL LiMóN

INTRODUCCIÓN HISTÓRICA
We recycle Mr. Clooney!!!
 
No sé si os acordáis de aquel anuncio de Nespresso en que salía Dios increpándole a George Clooney que le diera las capsulitas recién compradas y ya de paso que reciclara... aquí os lo dejo pinchando en este LINK... es la segunda parte después de que a Clooney le cayera un piano de cola encima por eso mira para arriba al salir de la tienda... no sé si se ha notado pero soy muy fan de los anuncios de Nespresso.
 
Pues hoy, después de marcarme un pastel con 4 huevos de los que sólo utilicé las yemas me sobraban 4 claras y no está ni el país ni la economía para andar tirando cosas y como también estamos en Navidades y vienen visitas a casa, nada mejor que dejarlas bien dulcificadas a base de MERENGUES!!!!!
 
Además, son muy fáciles de hacer.... siempre y cuando uno tenga a mano una batidora de varillas eléctrica, porque a mano... que Dios os coja confesados!!! Un poco de azúcar y una ralladura de limón, del típico limón con la lepra que anda por casa y cuya corteza va a parar a todos los platos dulces.
 
Pues nada, después del pastel de hoy y los merengues toca CORRER como si no hubiera un mañana y eso que los Mayas han fallado estas navidades... así que hasta el próximo fin del mundo, ya sabemos lo que nos toca!
 
 
 
 
¿QUÉ NECESITAMOS PARA ESTA RECETA?
La infraestructura
Necesitamos:

* 4 claras de huevo.
* 200 g. de azúcar blanquilla.
* Ralladura de medio limón.
* Una pizca de sal.

 


Opcionalmente, podemos aromatizar con un chorrito de vainilla, ron o similar (una cucharada sopera, no más). También, se pueden poner en la mezcla una pizca de colorantes alimenticios para darles más colorido e incluso decorarlos pegándoles Smarties o M&Ms... todo es ponerse!!!!
 
INGREDIENTES
Los materiales de construcción
Para esta receta necesitamos:
 
* Una batidora de varillas o una varilla manual y mucha fuerza.
* Un horno de gas o eléctrico.
* Un cuenco grande.
* Un rallador.
* Una lengua de gato.
* Una espátula.
* Papel de horno o similar.

Y para darle forma a los merengues:

* Una manga pastelera
* O, en su defecto dos cucharas.


ELABORACIÓN
Mano de obra
* Ponemos en un cuenco grande las cuatro claras de huevo y una pizca de sal (equivalente a una puntita de cucharita de postre). Esto de la sal, no es para dar sabor, es para que las claras monten antes si lo hacéis a manubrio.
 
 
 
* Empezamos con velocidad de giro lenta a mezclar las claras, subiendo gradualmente la velocidad a la máxima potencia.
 
* Cuando llevemos 5 minutos ahí dale que dale (esto es para la versión "con máquina") echamos dentro las ralladuras de limón. Si el limón es bueno es decir, de estos de huerta como el que le eché yo pues cogerán hasta colorcito amarillito.
 
 
 
* Seguimos batiendo a toda mecha hasta que cojan tal consistencia las claras que podamos darle la vuelta LITERALMENTE al cuenco y la mezcla no caiga. Es más, yo lo hice, sacudí y no salieron de allí.
 
 
* Una vez llegados a estos puntos de la vida, añadimos el azúcar poco a poco sin dejar de batir y aún estando todo el azúcar agregado seguimos batiendo para que monte más y se disgregue bien. No es agradable encontrarse pegotones de azúcar luego por el merengue ni que quede pegajosillo por no estar mezclado todo bien.
 
 
 
* Precalentamos el horno a la temperatura MÍNIMA que permita. Yo con el horno de gas pues lo he puesto con muy muy poquito fuego, el mínimo que permitía.
 
* En una bandeja con papel de horno (aquí hemos hecho un apaño casero con papel como el que se usa para hacer mostachones porque nos quedamos sin existencias esta mañana) distribuimos con ayuda de dos cucharas la mezcla. Hacemos montañitas y tiramos un poco de la masa hacia arriba para que haga picos.
 
 
 
* Metemos al horno (a mitad en eléctrico o arriba del todo en hornos de gas con el fuego abajo) y horneamos durante 45 minutos. Es esencial que pase ese tiempo y que esté el fuego muy bajo para que se cocine por dentro y no quede pringoso. Por cierto es muy importante NO ABRIR EL HORNO durante los primeros 20 MINUTOS Notaréis que van cogiendo color poquito a poco y si lo estáis haciendo bien se podrán despegar usando una espátula sin mucho problema.
 

 
* Cuando los saquéis del horno dejadlos enfriar sobre la bandeja antes de intentar despegarlos porque estarán un poco delicaditos. Con la espátula y un poco de cuidado salen limpiamente.
 
 
* Luego los podéis colocar en una bandejita o en una cajita para guardarlos y que no cojan humedad.
 

 
TRUQUIS PARA UN MEJOR RESULTADO

* Tanto el recipiente como las claras deben estar en la nevera antes de empezar a batir.

* Las claras deben estar lo más limpias de yema posible porque la grasa es el gran enemigo del merengue.

* Entre cocción y cocción si os sobra masa guardadla en la nevera y notaréis que sube más al hornearla.

* La sal se usa para que las claras monten antes pero podéis omitirla si lo hacéis con batidora manual.

* No debe abrirse el horno durante los primeros 20 minutos de cocción para que no se bajen.

* Aunque el merengue salga un poco blandungui si está tostadito, dejándolo enfríar en la misma bandeja cogerá consistencia y dureza.

* Es muy importante hornear a temperatura constante y baja para que se haga el merengue uniformemente y no se nos queme por fuera y quede sin hacer por dentro.

 
Espero que os guste la receta y si la hacéis o queréis comentar algo siempre podéis hacerlo dejando un comentario aquí en el blog, por Facebook eel grupo "Cocina Para Dummies" o en Twitter en @CocinaDummies. Muchas gracias por seguirme!!!